Mujer rubia con gafas de sol y un autobús de fondo
Cuidado | Cabello dañado

Cuidado Ideal para el Cabello Dañado y Frágil

¿El peinado y el tinte frecuente han dejado tu cabello dañado y frágil? Te mostramos cómo hacer que tu pelo brille de nuevo. Extra: un programa de cuidado que es perfecto para el cabello estropeado.

 

Si te das cuenta de que tu cabello está dañado, seguramente sea porque lo has castigado mucho: daño provocado por las herramientas de peinado, como cepillos, secadores de pelo y rizadores, tinte, decoloración, permanente... 

 

Incluso una dieta de dudosa efectividad puede estropear tu cabello. A veces, el problema es una simple falta de atención por nuestra parte. El cabello se seca, su cutícula se vuelve áspera, aparecen áreas quebradizas y las puntas se abren.

El cuidado adecuado para el cabello dañado y quebradizo

Dos mujeres elegantes de cabello rubio y sano

¡Con la rutina adecuada de champú, acondicionador y mascarilla, el cabello dañado puede volver a ser radiante!

Trata el cabello estropeado como lo harías con un delicado diente de león: mantenlo alejado de cualquier cosa que pueda causar daños adicionales. Cuando lo laves, asegúrate de usar un champú de una gama para el cabello dañado, como el Champú Long & Sublime de Gliss

 

Moja bien tu cabello y masajea el champú con suavidad. No frotes el pelo con demasiada fuerza. Esto hará que después sea más difícil peinarlo. Enjuaga bien. Después del lavado, debes aplicar el Acondicionador Long & Sublime o la Mascarilla Long & Sublime de Gliss.

 

Al aplicarlo, presta especial atención a las zonas estropeadas. Déjalo actuar y enjuaga de nuevo. Truco: prueba el método de lavado inverso y cambia el orden del champú y el acondicionador.

¿Qué es bueno para el cabello estropeado?

Algunos ingredientes que se encuentran en champús y en otros productos para el cuidado del cabello son auténticos héroes para el pelo estropeado. Si el cabello está dañado y frágil, los humectantes como el aloe vera, el pantenol, la glicerina o las proteínas de la seda pueden ayudar a recuperarlo.  

 

Para el cabello que ya está muy dañado, los aceites y proteínas derivados de plantas son los mejores en nutrir y reparar. Los ingredientes activos como el aceite de macadamia, el aceite de argán, la manteca de karité o el aceite de rosas silvestres envuelven cada cabello con una fina película protectora que suaviza la capa de la cutícula. Resultado: el cabello se ve sano y brillante de nuevo. 

Peinados delicados para el cabello dañado

Mujer castaña con una mochila

Los aceites derivados de las plantas y las proteínas de la seda aportan brillo al cabello.

Tras el lavado, el cabello se hincha y, por lo tanto, es especialmente vulnerable a los daños externos. Envuelve tu cabello suavemente en una toalla para pre-secarlo. Luego, péinalo con un peine de dientes anchos. Consejo: si mantienes cada sección de pelo cerca de las raíces mientras lo peinas, habrá menos tensión en el cabello.

 

¿Estás a punto de echarle mano al secador, al rizador o a la plancha? Es mejor evitarlos si tu cabello está dañado. En este sentido, es preferible secar el cabello al aire libre. ¿No tienes tiempo para esto por la mañana? Pon tu secador de pelo a la máxima potencia, pero que no sobrepase el calor medio. Esto hará que el tiempo de secado y la exposición al daño sea lo más breve posible. 

 

Corta el cabello estropeado

Si tienes las puntas abiertas, los productos especiales para el tratatamiento de puntas, como el Tratamiento de Puntas Ultimate Repair de Gliss, pueden ayudar a suavizarlas y hacer que se vean menos encrespadas, al menos temporalmente. Simplemente aplica unas gotas en el cabello húmedo y sécalo como de costumbre. Para mejorar aún más la apariencia de las puntas abiertas, sécalas brevemente por debajo con la ayuda de un cepillo redondo. 

 

Cuando las puntas están demasiado estropeadas: es mejor que vayas a la peluquería a que te corten uno o dos dedos. Las mujeres de melena larga pueden mostrarse especialmente reacias a esto. Pero si lo saneas, tu cabello te lo agradecerá con más brillo y volumen. Confía en nosotros y en tu peluquero para cortar lo necesario. Porque de una cosa estamos seguros: ¡volverá a crecer! 

Descubre: